RIGOLETTO LICEU -PROMO CLEAN_1617
Datos
principal

Rigoletto - Liceu

Giuseppe Verdi
listado
Ópera
2h. 18 min.
Italiano
FULL HD
Español , Inglés
Producción

Mantua, Italia. Rigoletto, bufón del duque de Mantua, tiene una hija secreta que es seducida precisamente por el duque. Los cortesanos la raptan y la llevan a palacio creyendo que es la amante de Rigoletto, que los insulta y les reclama su hija. Después de hacer comprender a la hija que el duque no la ama, Rigoletto urde su venganza.

Debut de Javier Camarena y Antonino Siragusa en el rol del duque de Mantua en el Liceu, acompañados de Carlos Álvarez, Àngel Òdena -que debuta el rol de Rigoletto- y Leo Nucci, en un Rigoletto de lujo en el coliseo barcelonés. Una pieza esencial de la ópera basada en un drama de Victor Hugo y censurada antes de su estreno por su crítica a la monarquía de la época.
La producción de Monique Wagemakers es minimalista pero muy compleja técnicamente, con un vestuario rojo veneciano renacentista que recrea el intenso abanico emocional de Rigoletto. 

Rigoletto


Melodrama en tres actos.

Libreto de Francesco Maria Piave.

Música de Giuseppe Verdi.

Estreno absoluto: 11/03/1851, Teatro La Fenice de Venecia.

Estreno en Barcelona: 03/12/1853, Liceu.

Última representación en el Liceu: 05/01/2005.

Total de representaciones en el Liceu: 362.

Ficha artística
Director musical - Riccardo Frizza
Director de escena - Monique Wagemakers
Asistencia a la dirección de escena - Silke Meier y Albert Estany
Escenografía- Michael Levine
Vestuario - Sandy Powell
Asistencia al vestuario - Lorenzo Caprile
Iluminador - Reinier Tweebeeke
Iluminador repositor - Cor van den Brink
Dramatúrgia - Klaus Bertisch
Coproducción - Gran Teatre del Liceu y Teatro Real, basada en una producción original de
Dutch National Opera
Orquestra Simfònica i Cor del Gran Teatre del Liceu
Directora del Coro - Conxita Garcia

Reparto
Duque de Mantua Javier Camarena
Rigoletto Carlos Álvarez
Gilda Désirée Rancatore
Sparafucile Ante Jerkunica
Maddalena Ketevan Kemoklidze
Giovanna Gemma Coma-Alabert
Conte di Monterone Gianfranco Montresor
Marullo Toni Marsol
Matteo Borsa Josep Fadó
Conte di Ceprano Xavier Mendoza
Contessa di Ceprano Mercedes Gancedo
Un paje Mariel Fontes

FacebookFacebook

CONTENIDO RELACIONADO

Ópera
Teatro Colón
Giuseppe Verdi
Latonia Moore, María Luján Mirabelli, Riccardo Massi

La ópera Aida de Giuseppe Verdi con libreto de Antonio Ghislanzoni está ligada al Teatro Colón de Buenos Aires desde sus orígenes. En 1908, fue el título con el que se inauguró su actual edificio. Desde entonces, se representó innumerables veces, con figuras tan deslumbrantes como Enrico Caruso, Beniamino Gigli, Renata Tebaldi y María Callas, entre otros. 

A partir de 1966, el argentino Roberto Oswald se hizo cargo de la escenografía y del vestuario y en 1989 asumió la puesta en escena, mientras el vestuario estuvo a cargo de Aníbal Lápiz. Esta clásica producción de la casa argentina, realizada íntegramente en sus talleres, fue repuesta en
mayo de 2018 para celebrar los 110 años del edificio con un elenco que contó con las voces de Latonia Moore y Riccardo Massi junto a figuras locales y la Orquesta, el Ballet y el Coro Estables del Teatro Colón.

Ópera
Teatro Real
Vincenzo Bellini
Javier Camarena, Diana Damrau, Nicolas Testé...

Conocida como una de las joyas de Romanticismo y piedra preciosa de la lírica se representó, en junio de 2016 por primera vez en el Teatro Real, con un reparto excepcional, que protagonizan entre otros Diana Damrau, Javier Camarena, Venera Gimadieva y Celso Albelo, junto a la Orquesta y Coro Titulares del Teatro Real.

Es ésta la última ópera de Bellini, prematuramente muerto a los 34 años cuando había logrado que la sociedad parisina se rindiera a sus pies y por fin, en un panorama musical dominado por los italianos —desde Rossini a Donizetti, su gran rival — le encargaran una obra que se estrenaría en el Théâtre Italien en 1835. El compositor siciliano optó por una obra histórica que, sobre el fondo de la guerra civil inglesa que enfrentó a Cromwell y los puritanos con los eduardianos, desarrolla una apasionada historia de amor salpicada por la pasión, la traición y la locura. La ópera se centra en una característica heroína romántica, Elvira, que sufre la experiencia de sentirse traicionada incomprensiblemente por su prometido, el mismo día de su boda. Este hecho le provoca un sentimiento tan doloroso e insoportable que su entendimiento no lo puede resistir y enloquece. La locura era una fórmula característica del Romanticismo: la fragilidad física y la marginalidad social de los personajes eran un recurso para hacer más expresiva la fuerza incontenible de los sentimientos. En la estilizada puesta en escena de Emilio Sagi, los personajes aparecen atravesados por la melancolía.

Ópera
Teatro Real
Gaetano Donizetti
Lisette Oropesa, Venera Gimadieva, Javier Camarena

Celebrando la Semana de la ópera, el Teatro Real emitió en directo Lucia di Lammermoor. La presentamos en Videoteca 

Daniel Oren, en la dirección musical, y David Alden, en la dirección escénica, nos transportarán a la fría y húmeda Escocia junto a un reparto en el que destacan Lisette Oropesa, Venera Gimadieva, Javier Camarena, Ismael Jordi y Roberto Tagliavini, entre otros.

Auténtico paradigma de la ópera italiana romántica, Lucia di Lammermoor, el más logrado y célebre de la extensísima lista de dramas líricos de Gaetano Donizetti, suscitó desde un inicio admiración por hacer del canto un vehículo para conmover, y no una mera sucesión de fuegos artificiales vocales. La obra abrió al bergamasco las puertas de París, y fue la única de las que alumbró que se mantuvo en el repertorio antes del Donizetti Renaissance que, a partir de la década de 1950, consagraría definitivamente al compositor.

La trama gira en torno a una joven enamorada que cae en la más profunda desesperación al verse acusada por su amante de traición por haberse casado, contra su voluntad, con otro hombre. Lo que el amante desconoce es que las nupcias se celebraron bajo una falsa presunción de infidelidad. El dolor que inunda a la joven la abruma hasta el punto de hacerla enloquecer, dando pie a una de las escenas más célebres de la historia de la ópera, tanto por su genialidad musical como por el nivel de introspección psicológica que revela. El ineludible trágico desenlace rubrica una obra que, sin atisbo de duda, mantiene hoy intacta su capacidad para emocionar.

Ópera
Teatro Real
Giuseppe Verdi
Gregory Kunde, George Petean, Alexey Dolgov...

Grabación de la emisión en directo del pasado día 24 de septiembre de 2016.

David Alden plantea su puesta en escena de Otello desde la coherencia de la adaptación del texto de Shakespeare que propone Giuseppe Verdi. En el primer acto del dramaturgo inglés, que Verdi suprime, conocemos la grandeza del amor de Desdemona, dama veneciana joven, aristocrática y bella, por ese soldado tan rudo, tan viril, tan moro y tan colérico que es Otello. A este amor se opone su padre, el noble Brabantio, que ya en el primer acto cuestiona cómo su hija ha podido elegir “refugiarse en un pecho tan negro como el vuestro, que da miedo”.

De hecho, el amor de Desdemona por Otello se considera arte de magia. En cambio, el amor de Otello por Desdemona se considera como lo más lógico del mundo: Desdemona es tan refinada, tan blanca, tan aristocrática y tan buena cristiana que cualquiera comprende que Otello no pueda menos que amarla. Se aman, pero la diferencia direccional del amor de ambos es innegable. Y es sobre estas diferencias cómo un personaje resentido y diabólico, el alférez Iago, acabará logrando tejer su venganza contra el general Otello por no haberlo ascendido a capitán, como esperaba.

La venganza necesita de un resorte mínimo, porque en esencia consiste en hacer creer a Otello lo que ya cree todo el mundo: que no es posible que una dama así se pueda haber enamorado de alguien como él. Resulta por tanto muy fácil hacerle sospechar que la dulce Desdemona se ha enamorado de un hombre de su misma condición, Cassio, que el mismo Iago define como la antítesis de Otello. Y por esto, pese a que Otello tiene un alma noble, pese a que Desdemona está realmente enamorada de él, pese a que Cassio es leal e intachable, la insinuación de Iago da sus frutos y Otello realmente cree que Desdemona le engaña.

En el texto teatral, Shakespeare explica la acción dramática a través del tema del racismo, que es la fuerza motriz de la tragedia. Pero tanto el libretista, Arrigo Boito, como Verdi comprenden que la intensidad del drama se puede incrementar todavía más si se logra que el racismo juegue un papel menos visible y el acento se sitúe en la fragilidad de un personaje perfectamente asimilable físicamente a cualquiera de los otros; un personaje vulnerable y dominado por una turbulencia interior. Así, Verdi convierte el racismo en algo muy colateral, apenas mencionado en momentos aislados. Y eso mismo propone David Alden: Otello es un outsider, es “el otro” porque así lo siente en su fuero interno. No tiene por qué ser negro ni físicamente diferente a los demás personajes.

Su conflicto es interior y tiene un nombre: inseguridad, que es lo que a tantos hombres ha llevado a cometer las mayores atrocidades. Vemos la trágica desintegración del héroe con horror fascinado, encerrado en el ciclo destructivo del destino. La escenografía alude a un patio chipriota, pero, sobre todo, a un mundo militarizado, brutal, de soldados deshumanizados, en una guerra que les impide responder al amor o la ternura. Y en este contexto, Otello nos coloca ante uno de los miedos más inconfesables del ser humano: no sentirse merecedor de lo que más se ama.

Renato Palumbo, que en el Real ha dirigido Les Huguenots, Tosca y La traviata, vuelve con otro título verdiano, de nuevo con la soprano albanesa Ermonela Jaho, que triunfó con su interpretación de La traviata, en 2014. Estará acompañada por el tenor Gregory Kunde, uno de los más alabados intérpretes del exigente papel de Otello en la actualidad, que también inauguró la pasada temporada del Real con su aplaudido Roberto Devereux, y que protagonizará la Norma que se ofrecerá en octubre y noviembre. Junto a ellos, encarnando al sádico y sibilino Iago, estará el barítono George Petean, que acaba de participar en la ópera I puritani que puso fin a la pasada temporada.